Dos menores de edad presenciaron el crimen de su padre

Euclides Benítez Becerra murió cumpliendo con uno de los propósitos que se trazó en la vida: proteger y sacar adelante a sus tres hijos menores de edad. En la tarde del pasado viernes fue asesinado a disparos, mientras llevaba de la mano a dos de ellos.

Benítez, de 48 años, salió del taller donde trabajaba como soldador y fue a recoger a su hija de 6 años y otro de 8, en la escuela ubicada en el barrio Vallesther de la ciudadela La Libertad,de la capital Nortesantandereana,  para llevarlos a su casa.

Hacia las 5:40 de la tarde, cuando habían caminado media cuadra, dos hombres que se movilizaban en bicicleta se le acercaron por detrás con el objetivo de quitarle la vida. 

En ese instante, uno de los homicidas sacó una pistola y le disparó en varias oportunidades a Euclides, causándole la muerte de manera inmediata.

El crimen ocurrió en la avenida 18 con calle 12B del barrio Aniversario II, en presencia de los dos menores, quienes resultaron ilesos del ataque, pero destrozados por el asesinato de su papá.

“Ellos no hacen sino preguntar cuándo va a regresar el papá”, dijo el hermano mayor de los niños.

Los familiares desconocen de amenazas en contra de su ser querido que pudieran desencadenar el hecho.

Miembros de la Brigada Interinstitucional contra Homicidios (Brinho) adelantaron la inspección y el posterior levantamiento del cadáver, en la escena del crimen.

¿Quién era la víctima?

Según la Policía, Benítez Becerra fue capturado en flagrancia, en junio de 2011, por los delitos de tentativa de homicidio y porte ilegal de armas.

En ese entonces, el coronel Óscar Wilfreth López, comandante encargado de la Policía Metropolitana de Cúcuta (Mecuc), aseguró que Benítez presuntamente arribó al barrio Santo Domingo en una motocicleta de marca Keeway, azul, de placa AA7B92T y atacó a disparos a Giovanni Andrés Duarte Lagos, quien alcanzó a reaccionar, quitándole el arma al agresor e hiriéndolo en el abdomen.

Para la fecha, Benítez fue trasladado al hospital Erasmo Meoz, donde fue atendido y posteriormente capturado.

Asimismo, el 18 de octubre de 2016, Euclides fue víctima de un atentado contra su vida en la cárcel. 

Según el reporte de las autoridades, el año pasado, Benítez también estuvo indiciado por el delito de amenazas.

Homicida capturado

Minutos después del asesinato del soldador, uniformados de la Policía Metropolitana de Cúcuta capturaron al venezolano Edwin Norberto Quiroga Montilla, de 29 años, en una casa ubicada en la calle 12 con avenida 17A del barrio Aniversario II de la Ciudadela La Libertad, señalado de participar en el crimen.

Según se conoció, el agresor al percatarse de la presencia de la Policía ingresó a la casa y trató de esconderse, pero la comunidad alertó a los uniformados de que allí estaba el sospechoso, siendo capturado.

Los policías le hallaron una pistola marca Glock, un cargador y un celular que había lanzado al techo de la vivienda.

tomado de la opinión

Comentarios Facebook